Italia se coronó campeón de la Eurocopa al vencer (3-2) por penales a Inglaterra

El seleccionado italiano de fútbol venció por penales a Inglaterra (3-2) luego del empate 1-1 en los 90 minutos regulares y los posteriores 30 de alargue, y obtuvo la segunda Eurocopa de su historia en el estadio Wembley, ante una multitud.

Gianluigi Donnarumma detuvo los disparos de Jadon Sancho y Bukayo Saka, Marcus Rashford estrelló su tiro en el poste, en la definición que terminó 3-2 ante el conjunto británico en Wembley, tras el empate 1-1 en los 120 minutos.

Italia, séptima en el ranking de la FIFA, sufrió la ventaja temprana de Inglaterra que en su primer ataque se puso en ventaja. Un centro encontró en soledad a Shaw, quien ejecutó un remate de primera en la entrada al área.

El equipo de Gareth Southgate intentó cuidar la mínima ventaja e Italia se acomodó ante la adversidad, pero no tuvo profundidad. Federico Chiesa se mostró como el futbolista más peligroso con remates de media distancia que preocuparon a Inglaterra.

Marco Verratti ayudó a fortalecer el mediocampo, pero Italia chocó con las líneas bien plantadas de una Inglaterra que jugó con cinco defensores.

En el segundo tiempo el seleccionado de Roberto Mancini, el ícono de esta renovación de la «azzurra». intentó más con Chiesa como figura, y llegó al empate con el oportunismo de Bonucci luego de una serie de rebotes.

El partido fue apretado y reñido hasta el final, sin espacios, pero Italia jugó un poco mejor ante una Inglaterra apática que sigue sin ganar la Eurocopa, aunque superó su mejor actuación cuando en 1996 finalizó tercero en el certamen que organizó y consagró campeón a Alemania con el triunfo ante República Checa.

La única conquista al máximo nivel de los ingleses tuvo lugar justamente como local, cuando organizó el Mundial de 1966.

En los penales, Inglaterra estuvo cerca de concretar un triunfo histórico, pero apareció Gianluigi Donnarumma para arruinar esos planes.

Jorgihno tuvo el triunfo en sus pies y Pickford, de buena labor en el partido y en la definición por penales (atajó dos), mantuvo a Inglaterra en la final.
Pero su colega Donnarumma se hizo gigante e Italia volvió a gritar campeón en la Eurocopa.

Fuente www.perspectivasur.com/

Entradas relacionadas

Deja tu comentario