DEL BULLING POLITICO A LA REPRESENTATIVIDAD POLÍTICA

Por: Percy J. Paredes Villarreal

Tras el fallido “Autogolpe de Estado” realizado por el ex Presidente Pedro Castillo, está se convirtió en un pretexto para que la derecha criolla contraataque despojándolo del gobierno; recuperándolo para los fines e intereses de la oligarquía peruana.

Se pensaba que esto iba acabar rápidamente normalizándose y la ciudadanía iba a respaldar al legislativo, lo cual no fue así. Por el contrario la población marginada y desplazada de la modernización neoliberal, identificada con el ex gobernante ha salido a la calle a protestar contra la detención de Castillo.

Este proceso de insurgencia recién comienza, reapareciendo movimientos sociales, políticos e indígenas que se encontraban durmiendo en el sueño de los justos. De esa manera, se ha reabierto conflictos ancestrales que se pensaba que habían desaparecidos, por el contrario comienzan abrirse heridas que no habían cicatrizados.

Sonaría a descabellado, pero me arriesgo a considerar que podria ser el inicio de la lucha por una nueva Republica con un Estado Pluricultural y Multiétnico, con una Nueva Constitución Política que incorpore a las diferentes culturas existentes en el País. El presente artículo busca interpretar y describir esta hipótesis a partir de los acontecimientos que están sucediendo y lo que podria ser el desenlace en el mediano plazo.

LA DISCRIMINACIÓN EN LA LITERATURA PERUANA:

Cesar Vallejo Mendoza, uno de los máximos representantes de la literatura peruana escribió su cuento titulado “Paco Yunque”, en la que describe el maltrato físico, emocional y la discriminación con que actúa el hijo del hacendado (Humberto Grieve) contra el hijo de la sirvienta (Paco Yunque); este último niño se mostraba con mucha impotencia y lloraba por no defenderse y no responder ante los abusos que cometía el hijo del hacendado. De esa manera se expresaba el maltrato y racismo existente entre los criollos frente a los indígenas a inicios del siglo pasado, denominada la República Aristocrática.

El mensaje que nos da el “Poeta Universal”, es la violencia y discriminación con que actúan los “Ricos contra los Pobres”, “Los Criollos contra los Indios”, los “Hacendados contra los Pongos”, de “Los Zorros de arriba contra los Zorros de Abajo”, de los “Burgueses contra el Proletariado”, etc.; expresándose a través de la violencia física, psicológica y la discriminación, realizado por la clase dominante sobre los indígenas y mestizos, existiendo en nuestro país hasta la actualidad.

Así como Vallejos, aparecieron otros escritores que a través de sus obras literarias, denunciaron la violencia y discriminación sociocultural, política y económica, que ha continuado en contra de los sectores populares, como: a) los migrantes, b) mestizos y c) indígenas. Podemos mencionar a literatos como: a) López Albujar en su famosa obra literaria “Matalache”, b) Ciro Alegría “Los Perros Hambrientos” y otras obras literarias, c) José María Arguedas “El Zorro de Arriba y el Zorro de Abajo” y otras, d) Manuel Scorza en “Redoble por Rancas”, etc. Y otros escritores nacionales, representantes de la literatura indigenista.

LA DISCRIMINACIÓN EN LOS DIVERSOS ESPACIOS SOCIOCULTURALES, POLITICOS Y ECONOMICOS:

Estos actos discriminatorios también se siguen expresando en todos los ámbitos social, cultural, político, económico y territorial; ya que el control del Estado, las Constituciones Políticas que ha tenido nuestro país, y la República peruana ha sido construido a imagen y semejanza de una división de clases sociales, políticas y económicas. Donde los de abajo difícilmente pueden tener el poder y revertir la situación de dominación y subordinación en que se encuentran; ni tampoco a tener un servicio público de calidad; mientras que los mestizos, algunos han tenido que adecuarse y someterse al modelo homogéneo y al Estado Nación criollo que sigue vigente, para poder beneficiarse del desarrollo occidental.

A pesar del tiempo transcurrido, la intolerancia predominante por la clase dominante es lo que se sigue manteniendo entre clases sociales, sin poder erradicar ni tampoco reducir las brechas sociales. La discriminación no tan solo es racial, también es estructural; además podemos hablar de disparidades territoriales, donde algunas regiones se encuentran en mejores condiciones económicas y productivas, que otros debido a la fuerte presencia del Estado y de las Instituciones Públicas en comparación a otras que son casi inexistente.

Estas disparidades económicas, productivas y territoriales, se ve reflejado en el crecimiento del PBI, y la centralización de la modernización social y cultural en las urbes; dejando de lado a los territorios rurales e indígenas que mantienen algunas costumbres, tradiciones culturales ancestrales para poder sobrevivir.

EL BULLING COMO PROBLEMA PSICOLOGICO Y POLÍTICO:
Los maltratos físicos, no tan solo se expresan en las escuelas o colegios de manera individual, entre un niño introvertido, inocente, callado, que son agredidos por un grupo abusando contra él indefenso, haciendo uso de diferentes maneras y modalidades de violencia. Actualmente a este acto negativo se le denomina “Bulling”, que viene a ser acciones mediante el maltrato, insultos, aprovechamiento y violencia psicológica, física y/o sexual, que se da entre los que tienen recursos y/o poder político y económico, contra los que no lo tienen.

Estos actos discriminatorios los vemos en los colegios, en las calles, en los centros laborales, en las instituciones públicas y privadas, en las jerarquías laborales, etc.; al cual se le denomina hostigamiento laboral y/o sexual. Manteniéndose a lo largo de los 200 años de vida republicana; donde los que tienen el poder del Estado actúan autoritariamente contra el débil, indefenso, mestizo e indígena; haciendo uso de una serie de metodología e instrumentos, aprovechando algunas normas en favor de estas para discriminar, y demostrar superioridad contra los/as otros/as; asi como también haciendo uso de mensajes peyorativos basado en lenguajes de “Terruqueo”, “Vándalos”, “Delincuentes” a los que protestan, como expresión de discriminación simbólica.

El “Bulling” es algo que no ha desaparecido dentro de la sociedad, e inclusive se podria considerar que en estos últimos años se ha trasladado a la política nacional y subnacional. Expresándose, por ejemplo, en el maltrato social y cultural, realizado por la clase política, los grupos de poder y los medios de comunicación de la derecha, contra el último mandatario representante del sector indígena, migrante, campesino, etc. Que fue elegido democráticamente.

Para ello, la derecha articuló y coordinó una serie de acciones políticas, expresiones simbólicas, psicológicas, comunicacionales y violentista desde la culminación de la primera vuelta y a lo largo de los últimos 18 meses de gobierno de Castillo, esperando el momento oportuno para tumbarlo. Esta oportunidad lo tuvo cuando el ex Presidente Campesino dio el “Autogolpe de Estado”, siendo abortado; porque no tuvo el respaldo de las Fuerzas Armadas, la Policía Nacional, ni la ciudanía.

La derecha cuestionaba a Pedro Castillo por el nombramiento de los puestos de confianza que había colocado procedentes de las diversas regiones del país dándole un enfoque intercultural a su gabinete; para ello, la derecha buscaba en todo momento investigarlos y cuestionar el pasado profesional, logrando su descredito como también colocándolo o denominándolo peyorativamente como “Los Chotanos”, “El Gabinete en la sombra”, “Los Chiclayanos”, etc., como si estas cosas no hubiese existido en los gobiernos anteriores. Lo que ha hecho Castillo es la continuación de un modelo de Gestión y Administración Pública que ha estado lacrado de una serie de actos de corrupción como por ejemplo, lo que sucedió con Vizcarra, cuando su secretaria denunció una serie de escándalos sucedidos en el Palacio de Gobierno.

Es interesante ver como el parlamento con mayoría de criollos y mestizos representantes de la derecha; tras destituir a Pedro Castillo lo festejaron convirtiéndolo en un triunfo de la democracia formal burguesa y representativa contra la republica indígena (o también denominado la republica informal y la republica ilegal) representado en el ex mandatario.
Castillo estuvo por poco tiempo en el gobierno nacional, no llegó a contar con el poder, ni tampoco el respaldo de la ciudadanía. Por el contrario se convirtió en un problema para los grupos de poder de la derecha que en todo momento desestabilizaron su gobierno y las acciones que realizaba; la meta de este grupo de poder fue expulsarlo del palacio de gobierno debido a que no representaba a los intereses de los grupos de poder ni tampoco era racialmente igual a ellos.

Fueron cerca de 18 meses en que Pedro Castillo ha tenido que soportar insultos, agresiones verbales, discriminación; además de la apertura de carpetas de investigaciones por parte del Ministerio Público, ante cualquier acto o comentario realizado; totalmente diferente a los que han sido denunciado por actos de corrupción que hasta la fecha ni siquiera se les detiene, ni tienen prisión preventiva, caminando libremente por la calle.

INSURGENCIA DE LOS MARGINADOS, INFORMALES E ILEGALES:

Mientras tanto el grupo de poder, la iglesia católica, y las instituciones del Estado, que se opusieron desde el inicio, crearon las condiciones para que el legislativo declare la vacancia presidencial de manera acelerada, sin tomar en cuenta algunas normas y protocolos que deberían realizarse; dándole el respaldo a la Vice Presidenta, que días antes la Comisión de Fiscalización lo había absuelto de una denuncia; y que ahora todos los sectores públicos y privados, las FF.AA y la PNP, el TC, PJ, FN, le están dando el respaldo respectivo, convirtiéndola en un instrumento de la derecha para recuperar el gobierno, para sus fines respectivos. Es decir se alió con estos sectores a cambio de mantenerse en el gobierno.
De esa manera creyeron que fue un triunfo político, ideológico y sociocultural, pero nunca pensaron en la reacción de estos sectores marginales. Estamos viviendo el despertar de un sector marginado, discriminado y violentado, regiones y territorios ninguneados permanentemente, que está comenzando a organizarse contra la clase política y sus instituciones públicas centralista y criolla, que siempre los han maltratado y ninguneado.

La República de la Oligarquía se está enfrentando a la Republica informal e ilegal, donde los dos últimos sectores son los que no creen en este Estado, Constitución Política y la República Criolla, que los ha marginado, desclasado y ninguneado. Y si queremos territorializar, encontramos que la capital se enfrenta a los sureños, como está sucediendo en otros países donde el conflicto se está territorializando; donde la democracia formal y representativa no puede sostenerse ni defender la institucionalidad.

A MODO DE CONCLUSIÓN:
Considero que Pedro Castillo gano las elecciones presidenciales con un proyecto de izquierda que nunca lo aplico; teniendo a la derecha en su contra buscando en todo momento desacreditarlo, arrinconarlo hasta su caída. Ya que la derecha nunca acepto que un campesino, rondero, profesor rural, con muchas precariedades sea su representante, porque siempre han creído que estos sectores son subordinados y atrasados.

Lo que hizo Castillo es desenmascarar o abrir la tapa de la olla lleno de corrupción en el Estado nacional; que dicho sea de paso, no es algo nuevo como se nos quiere hacer ver; porque viene desde hace mucho tiempo atrás. La corrupción no tan solo está en el Estado, también está en la sociedad peruana formando parte de nuestra cultura e idiosincrasia que sirve para obtener algún bien, beneficio o interés personal o grupal. Tal como lo demuestran los diversos estudios y publicaciones que se han escrito respecto al tema de la corrupción.

Las investigaciones por supuestos actos de corrupción del ex Presidente, hasta el momento no existen evidencias demostradas; la difusión de denuncias hechas por las personas cercanas al ex mandatario a cambio de beneficios carcelarios, difundido por los medios de comunicación, han sido argumentos superficiales para destituir al gobierno.

La derecha lo ha convertido en un “Trofeo de Guerra” la detención y encarcelamiento de Pedro Castillo; esta no han sido avalado por la ciudadanía que en estas últimas semanas han salido a protestar y exigir: a) La renuncia de Dina Boluarte, b) Cierre del Congreso y Convocatoria a nuevas elecciones, c) Nueva Constitución Política, y d) liberación de Pedro Castillo.

Esta coyuntura nos lleva a presenciar un conflicto que se pensaba estar extinguido, entre los continuadores de la “República Criolla” frente a los impulsores de la “República de Indios”. Podríamos decir que es el inicio de una nueva etapa de lucha reivindicativa de representatividad de los ninguneados e ignorados, que ahora quieren que se les reconozca como ciudadano.

Deja un comentario