Día del padre: la importancia del vínculo con nuestros hijos en cuarentena

Es conocido el rol de la madre en el desarrollo psíquico de todo niño, sin embargo, para conseguir una integración socioemocional más estable, el padre o la figura paterna cumple una función importante en el proceso psicológico del menor. Producto del confinamiento social debido al COVID-19, hoy en día los padres permanecen más tiempo en casa, siendo su presencia relevante y oportuna en la educación responsable de sus hijos.
“El contacto físico: besos, abrazos, caricias influye en la estabilidad emocional de sus hijos. Ese vínculo que se forma en los primeros meses o años de un niño es fundamental para crecer con seguridad emocional”, señala el Dr. Walter Abanto Vélez, Coordinador de la Escuela de Psicología de la Universidad César Vallejos campus Piura.
Así también es necesario interesarse por conocer sobre la generación de sus hijos, sus gustos, sus juegos, sus deseos a futuro, etc. Permitiendo así tener una conexión más empática de padre a hijos y comprender cuál es la percepción del sentido de la vida que el menor tiene de su existencia.
“La buena disposición del padre permite hacer que el vínculo afectivo con su hijo o hija cobre fuerza, esto se debe demostrar cuando el padre da el primer paso, aunque a veces el orgullo u obstinación influyan. En tal sentido la buena disposición del padre en relacionarse con sus hijos permite un disfrute en familia y mayor goce de esos momentos familiares”, agrega el Dr. Abanto.
El rol del padre es importante porque brinda la estabilidad emocional a la madre, para que esta a su vez, brinde un afecto equilibrado y natural a sus hijos. El padre es el complemento para lograr tener hijos disciplinados, responsables y amorosos para con su familia y para el mundo, sin duda, esta etapa de confinamiento es una oportunidad para fomentar la paternidad activa.

Deja tu comentario