Recomiendan consumir pescado sin temor a contaminación

  • Especialistas afirman que el pescado es un alimento rico, nutritivo y saludable.

No hay peligro en consumir pescado fresco debido a que la pesca de consumo humano proviene mayoritariamente de altamar.

Así lo afirmó un grupo de especialistas y representantes de restaurantes que participaron en el webinar “Comer pescado sin miedo”, organizado por la Facultad de Administración Hotelera, Turismo y Gastronomía de la USIL.

“Especies como el jurel, bonito o caballa son de mares profundos que se mantienen en buenas condiciones de consumo”, señaló María Ayala Galdós, directora de Investigación del Instituto Tecnológico Pesquero.

La bióloga explicó que el talud que da forma a las profundidades del mar peruano permite el desarrollo de peces de aguas profundas, lo que también garantiza la inocuidad del producto.

Aclaró, sin embargo, que podría haber problemas con especies ubicadas cerca de las playas que forman parte de la llamada pesca artesanal.

En ese caso lo que debemos hacer es usar el sentido del olfato para descartar en el producto cualquier olor que no sea a pescado o mar, agregó.

Javier Vargas, presidente de la Asociación de Restauradores Marinos y Afines del Perú, destacó que el pescado peruano es de muy alta calidad, de rico sabor y muy apreciado en todo el mundo, por lo que juega un rol importante en la alimentación y economía nacional.

Reveló que las 65 mil cebicherías que hay en el país se han afectado económicamente por el temor de la población, lo cual los obliga en algunos casos a cerrar sus negocios y reducir el personal, por lo recomendó brindar confianza al cliente con protocolos estrictos y alimentos frescos.

“Nosotros los cocineros dependemos del trabajo de los pescadores artesanales, sin su ardua labor no podríamos realizar nuestras labores. Tenemos que unir fuerzas y llevar una ayuda más sostenible”, señaló Kumar Paredes, chef y propietario de KU-MAR Restaurante.

Asimismo, el pescador Alejandro Huarato pidió que se priorice la descontaminación del mar, ya que es fuente de trabajo de miles de familias que han visto afectada su economía y estilo de vida.

La decana de la Facultad de Administración Hotelera, Turismo y Gastronomía, Sandra Zubieta, destacó el rol de la academia al facilitar espacios para brindar información oportuna y generar confianza en los consumidores; asimismo, agradeció a la Dirección de Promoción del Turismo del Ministerio de Relaciones Exteriores por apoyar este tipo de iniciativas.

Durante el webinar también se realizó un Master Class de “Cau Cau de Pescado” a cargo de Martín Cárdenas, director de la carrera de Arte Culinario USIL, quien compartió una receta accesible y nutritiva.

El dato:

Hace diez años los peruanos consumían 22.5 kilos de pescado al año, pero a la fecha el consumo se ha reducido a casi 17 kilos.

Deja un comentario