La economía peruana debe mejorar

Por: Francisco Huerta Benites[2]

institutoeconomia@iee.edu.pe

La economía peruana debe mejorar[3]

 En el año 2017, la economía peruana experimentó un crecimiento del 2,5% a precios constantes (menor al 2016 de 4,0%), pero acumulando 19 años de crecimiento continuo[4]. El crecimiento registrado responde a la evolución positiva de sectores extractivos y de servicios que aumentaron 3,1 % (Inei, “Perú, Cuentas Nacionales 1050-2017”, Set 2018).

Se espera que para el 2018 el PBI crecería menos del 4%, similar sería el 2019, este año el PBI debería haber crecido al menos 1 punto porcentual adicional, es decir casi 5%[5]. La inestabilidad política, también juega a favor del menor dinamismo económico

El contexto internacional

En el contexto internacional continuó el dinamismo de las principales economías registrado en los últimos 9 años, China, Japón y Estados Unidos, lo que incidió en el aumento del precio internacional de los principales commodities como el cobre, oro y zinc principalmente. Los países de destino más importantes de nuestras exportaciones fueron: China (26,3%), Estados Unidos (15,6%), Suiza (5,3%), República de Corea del Sur (4,8%) e India (4,4%).

La economía ha venido creciendo menos

Se evidencia una disminución de la actividad económica (PBI) desde el 2014, en promedio. El cuadro nº 01, muestra el comportamiento de la economía global en los últimos 10 años, como en sus componentes extractivos, de transformación y de servicios, así como en el comercio exterior y en la demanda interna

Sector de transformación.

Debería preocuparnos que los sectores de “transformación” (manufactura)[6] evidencien tasas muy menores o negativas desde el 2014. Aquí cabe mencionar que la manufactura tiene el mayor valor de la relación consumo intermedio / Producción Bruta (más del 69 %), es un sector con un elevado grado de encadenamiento hacia atrás y hacia adelante con el resto de la economía, por ello las ganancias de productividad del sector manufactura son claves para mejorar la productividad de toda la economía.

Hay que tener cuidado con la aparente mejora en productividad del sector manufactura cuando se mide en valores corrientes. El masivo contrabando y el dumping predatorio de los países asiáticos, reducen artificialmente los precios de los insumos creando una falsa impresión de mejoras de productividad, en particular desde el 2012 (JBC, nov2018).

El siguiente cuadro muestra la evolución del PBI global y de la manufactura[7]. Nótese que en últimos 04 años la manufactura se desalinea desfavorablemente de la dinámica global. Un análisis económico por actividades manufactureras sería necesario, pero no es el objetivo de este artículo.

Las cifras deben mejorar

No vamos a repetir con detalle que el Perú ha perdido buen espacio en el mundo en cuanto a competitividad y a la facilidad de hacer negocios (puede verse, por ejemplo, www.iee.edu.pe). La fuerza laboral (PEA) al 2017 llegó a 16,9 millones (véase, Anexo 1 para el detalle por actividades económicas y sectores institucionales)[8].

Pero debemos considerar que alrededor de dos tercios de la fuerza laboral, que es informal[9], genera casi la quinta parte de la producción del país (PBI). Más del 85% de la informalidad está en microempresas (1-10 trabajadores). Igualmente, casi 8,6 millones de personas trabajan sin recibir beneficios sociales con ingresos bajos y que no se mueven (DG).

Hay que actuar con firmeza económica

 Sin entrar a hablar de la economía internacional, que muestra nubarrones en el horizonte[10], la economía necesita ingresar a una etapa de reformas económicas, sin embargo, es evidente que estamos retrocediendo, si vemos las medidas económicas en últimos años, no detallamos por espacio pero que son conocidas y es previsible que afectarían el potencial económico.

Liderazgo y visión

Tenemos una economía dual, descentrada que no potencia las diferentes formas de capital[11] y las ventajas comparativas de actividades como la minería. Necesitamos priorizar, ser más eficientes y transparentes, mayor articulación y diversificación, para mayor crecimiento, productividad y competitividad. Hay que actuar con enfoque de territorialidad, de cierre de brechas, de gobernanza multinivel, etc, pero de verdad no solo en el discurso. Aquí son clave no solo el gobierno central sino también los gobiernos subnacionales, y por supuesto la sociedad civil organizada.

Francisco Huerta Benites

Instituto de Economía y Empresa

ongd “Ciudad Feliz”

Anexo 01

Matriz de empleo en el Perú[12]

[1] Es un artículo del Instituto de Economía y Empresa (IEE), y que trata de temas diversos de economía, desarrollo y negocios.  Usualmente son escritos debido a la importancia coyuntural y estructural del tema, y/o a solicitud de publicaciones impresas y digitales de diversas instituciones del país. Los números anteriores de esta seria, de la serie de “AZ” (117 ediciones), de “temas de desarrollo”, y otros artículos en diversos medios, se pueden hallar en www.iee.edu.pe

[2] El autor es director, consultor e investigador del IEE. Actualmente aplica consultorías en negocios y en desarrollo territorial a organizaciones privadas y públicas, así como fortalece competencias en ciertas partes del país.

[3] Una versión de este artículo se publicó en “Cas/.h”, suplemento semanal de economía y negocios del diario La Industria, Noviembre 23, 2018

[4] En términos nominales, el Producto Bruto Interno (PBI) ascendió a 687 mil 037 millones de soles, con una participación del Consumo Final Privado del 64,1%, seguido de la Formación Bruta de Capital que participa con el 20,7%.

[5] Se estima que un punto porcentual de crecimiento de PBI reduce la pobreza en 0,31% y aumenta 0,5% la absorción del crecimiento de la PEA (esta variación del efecto en empleo, que es de mediano y largo plazo, varía en el corto plazo ante ciclos al alza o a la baja de la economía).

[6] La industria manufacturera agrupa a todas las unidades de producción dedicadas a la transformación mecánica o química de insumos y componentes en productos nuevos. Estos trabajos pueden ser efectuados con maquinaria, a mano, en fábricas o en el domicilio. Esta actividad abarca diferentes etapas desde la transformación de los productos de extracción, hasta el procesamiento de productos semielaborados y elaboración de productos complejos obtenidos luego de prolongados y complicados trabajos de alta tecnología (Inei, “Cuentas Nacionales 2050 2017”, setiembre 2018)

[7] Ob. cit. pág. 53

[8] En el año 2017, el empleo de la economía registró un nivel de 16 millones 904 mil puestos de trabajo, el sector institucional de los hogares, que incluye las instituciones sin fines de lucro, participó con el 67,4% del empleo total.

[9] Habría que distinguir entre la informalidad tributaria (empresas que no tienen RUC) y la informalidad laboral (trabajadores que no tienen beneficios sociales). Es claro que la segunda es superior, pues hay empresas informales en los dos sentidos, y empresas que son formales tributarias pero informales laborales.

[10] La guerra comercial y el comportamiento financiero (alza de tasas interés, etc) están restando dinamismo económico. Por ejemplo, el aumento esperado de la tasa de interés en Estados Unidos elevaría el precio del dólar en el mercado doméstico.

[11] Capitales físico, natural, humano, institucional, e intelectual.

[12] “Perú: Cuentas Nacionales 1950 2017”, pág. 392, INEI Setiembre 2018   El empleo en el Sistema de Cuentas Nacionales SCN 2008, se define “como todas las personas, empleadas o trabajadores por cuenta propia, dedicadas a alguna actividad productiva de la frontera de producción del SCN y que está a cargo de una unidad institucional residente”. (SCN 2008,19.19)

Related posts

Deja un comentario