Cortemos el círculo de violencia (y revictimización)

Por: Katty Martinez Rodas

La semana pasada escuché a una psicóloga decir que las personas debemos ser resilientes, que si algo malo nos pasa debemos hacer uso de nuestro autoestima para que no nos haga daño a largo plazo, y dio un ejemplo “si te gritan en el trabajo, debes entender porque no todos venimos con la misma educación de casa, debemos ser resilientes y tolerantes”.

Escucharla me dejo consternada por varias razones: primero, al ser ella una profesional de la salud no debería, en teoría, usar términos tan delicados o hacerlo tan a la ligera.  Segundo, según lo que dice debemos normalizar una situación violenta como gritos en nuestro centro de labores, bajo la justificación de que somos diferentes. Y tercero, una vez más la víctima es la que debe asumir y gestionar sus emociones, nunca el agresor.

La resiliencia de la que habla es una herramienta de sobrevivencia para salir o mejorar después de una situación traumática, dolorosa, de lo que la mujer habla es muy diferente, es aguantar que nos griten por temor, aguantar tal hostigamiento para no perder el trabajo quizás, pero en ningún caso eso es resiliencia. Lo mejor que podríamos hacer es denunciar, yo sé que podemos sentirnos inseguros y poco respaldados porque se corre el riesgo de perder el trabajo, pero dejarlo pasar solo nos hace cómplices de un abuso, y si nadie le hace frente el problema se hará más grande.

Con respecto al tercer punto, se revictimiza a la persona agredida al endilgarle una responsabilidad sobre las emociones que no manejó el agresor, le quita la responsabilidad  a su atacante.  Aunque es lamentable que alguien de su profesión se exprese de esa manera, es algo repetido por muchas personas, asumir que la autoestima de la persona agredida es la que debe hacer frente a todo, y se saca del juego al agresor que es el responsable, dejándolo impune.

Busquemos siempre mayor información de la que nos dan o la que sabemos, sumemos desde nuestros espacios y profesiones, ya no demos más vuelta al círculo de violencia con suposiciones falsas.

Related posts

Deja un comentario